Saltar al contenido
Cocina y aroma

Salsa holandesa

1 enero, 2018
Elaboración: 1h 00 min
Cocción: 30 min
Listo en: 1 hr 30 min

La salsa holandesa tiene una gran variedad de usos, el más común hoy en día es, junto a los huevos benedictinos, cuya receta podéis ver aquí.

Es una salsa muy fácil de hacer, pero es muy importante tener varios pasos claros, para que ni se nos estropee, ni para que se nos quede liquida…

Ingredientes

  • 3 yemas de huevo
  • !/2 lima, el zumo
  • 120 gr. mantequilla sin sal
  • 1 cayena (Yo uso kimuchi)
  • Sal

Preparación

1

Calentamos la mantequilla en una sartén. Retiramos del fuego para que se vaya enfriando.

Opcional: “Podemos clarificar la mantequilla si nos vemos capacitados para ello, aunque no es obligatorio, en el video veréis el resultado sin hacerlo. Pero aun así os dejo el paso.

Dejamos que la mantequilla, se derrita sin tocarla y cuando comience a estar caliente aparecerá en la superficie una espuma y en el fondo una capa residual. En ese momento retiramos del fuego y eliminamos la espuma con una cuchara. La capa blanquecina del fondo la desecharemos en el momento en que vayamos a utilizar la mantequilla.”

2

Ponemos en un cazo agua para preparar el baño maría, tenemos que tener en cuenta que el agua que tengamos en el cazo no llegue hasta el bol donde vayamos a hacer la salsa.

Al hacerlo al baño maría, evitamos que se nos queme y se separe.

Ponemos en el bol las yemas y el zumo de la media lima, y ayudándonos de unas varillas empezamos a remover constante y vigorosamente hasta que la mezcla se vuelva espumosa y tenga un color más claro vamos a poner que entre 3 y 5 minutos conseguiremos el resultado.

3

Una vez conseguido, empezamos a echar la mantequilla derretida, de una forma constante, mientras seguimos removiendo enérgicamente, y echamos también la cayena o en mi caso el Kimuchi.

4

Salpimentamos y si vemos que nos gusta más agrio, echamos más zumo de lima.

Una vez que veamos la Salsa holandesa espesa, la retiramos, tapamos intentando que no enfríe mucho, mientras se terminan los pasos, para tomarla lo más caliente posible.

Podemos usar esta salsa holandesa para utilizarla junto con unos huevos benedictinos ( Aquí la receta )

 

Video